Magazine Planes 12 casas rurales que fueron molinos

12 casas rurales que fueron molinos

7.4K Shares
Molino Chopin


Los molinos se han utilizado desde el Neolítico para moler, los más antiguos eran de mano y fueron evolucionando con la expansión de la agricultura. Los quisieron hacer más eficaces aplicando como fuerza animales, esclavos y a los penados, hasta que en el siglo I a. C. los romanos empezaron a servirse de los molinos hidráulicos para generar energía.

Los clásicos son los molino de viento y los molino hidráulicos, que utilizan la fuerza de la corriente para mover directamente una rueda hidráulica o las aspas en el caso del molino eólico. Muchos de estos antiguos molinos han sido rehabilitados para crear un espacio con encanto y pasar unas vacaciones únicas.

Antaño creaban energía y ahora te la transmiten a ti… ¡Alójate en un molino!

1. El Molino de la Mora Encantada (Guadalajara)

El Molino de la Mora Encantada es un molino harinero del siglo XVI que ha sido rehabilitado, pero que aún conserva el escudo del Cardenal Mendoza, del que dependía Irueste, perteneciente al arzobispado de Sigüenza.

La casa está a solo una hora de Madrid y cuenta con capacidad para hasta 21 personas. Entre sus encantos está el impresionante jardín, en el que reunirte con familiares y amigos y disfrutar de la naturaleza. Es ideal para descansar lejos de las prisas y ruidos… Además, ofrece actividades y talleres.

2. La Casa del Molino (Segovia)

La casa del Molino

La Casa del Molino es un antiguo molino rehabilitado íntegramente en el 2015 en una finca completamente cerrada, en el término municipal de Ortigosa del Monte.

La casa tiene acceso al río por la puerta del jardín, ideal si queréis hacer un bañito en los días de calor. Tiene 2 plantas con 6 habitaciones y un amplio jardín dividido en varios ambientes, con barbacoa, mobiliario de jardín y muchos árboles.

3. Molino del Agua (Alicante)

Molino del Agua

Molino del Agua es un molino totalmente rehabilitado con energías renovables (geotérmica), en pleno Parque Natural de Sierra de Mariola.

Es una espaciosa casa con jardines, barbacoa, chimenea, biblioteca y patio interior con muros de piedra. Además tiene piscina ecológica gracias a su cascada de agua natural que se aprovecha para llenar la piscina y que mantiene el agua en constante movimiento y no necesita tratamiento químico.

4. El Molino del Serio (Guadalajara)

El Molino del Serio

El Molino del Serio es un antiguo molino harinero de agua con un antiguo establo. Datan de 1752, aunque ambos han sido rehabilitados y continúan en plena naturaleza.

La finca está rodeada de una gran extensión de campo, un lugar muy confortable y acogedor, ideal para desconectar durante unos días, relajarse, disfrutar de la naturaleza y hacer excursiones. También ofrece actividades tanto de turismo activo como de turismo cultural.

5. Molino de Matazorita I y II (Palencia)

Molino de Matazorita

El Molino de Matazorita I y II es un antiguo molino harinero de agua del siglo pasado, rehabilitado y con su maquinaria aún en funcionamiento, para proporcionar energía de forma auxiliar a los alojamientos.

Ambas casas están en una finca de 4.000m vallada junto al río Matazorita, a 1.500 metros del casco urbano de Barrios de la Vega y a 5 minutos en coche de la villa romana de la Olmeda. Tiene merendero, barbacoa y por el recinto hay una senda botánica.

6. El Molino de Tormellas (Ávila)

El Molino de Tormellas es un antiguo molino harinero construido a principios de siglo XX. Fue rehabilitado y restaurado con exquisito detalle en el año 2002, manteniendo toda la maquinaria del molino ancestral en amplios espacios diáfanos en los que se respira una atmósfera única de piedra, madera, cristal y acero.

El edificio está dividido en dos zonas independientes: El Molino y La Torre del Molino. Dispone además de jardín con muebles, granja, barbacoa, huerto ecológico, zona de aparcamiento y terraza.

7. La Morada del Molinero (Palencia)

¿Te imaginas la tranquilidad y vida que transmite abrir las ventanas de la casa y contemplar y escuchar el río?

Esta antigua morada de molinero está situada en la ribera del río La Perihonda, una auténtica experiencia en la naturaleza. La Morada del Molinero se han rehabilitado y equipado completamente conservando todo el encanto de la naturaleza y el estilo rústico, incluso han rehabilitado el antiguo «Molino El Sotillo» que antaño sirvió para moler.

8. Molino de Yera (Cantabria)

El Molino de Yera es un molino harinero centenario que ha sido rehabilitado respetando las características arquitectónicas, con piedra y madera. Está en el corazón de la Vega de Pas, una de las comarcas más representativas de Cantabria.

Se encuentra junto al cauce del río Yera, rodeado de verdes prados, montes de castaños, robles y hayas que invitan a perderse en un mar de tranquilidad… Un lugar ideal para descansar y disfrutar de la naturaleza y la paz en uno de los lugares más bonitos de Cantabria.

9. Molino Chopin (León)

Molino Chopin

¡Espectacular casita de ensueño! Molino Chopin es un antiguo molino de agua que conserva el estilo de vida rural y cálido pero con todas las comodidades modernas.

Os encantará su jardín privado que dispone de un estanque y puente de madera, pérgolas, mesa para comer en la terraza cubierta y una cocina exterior completamente equipada. Desde su galería acristalada, con el sonido del agua y el canto de los pájaros de fondo, podemos disfrutar de increíbles puestas de sol.

10. El Molino de la Luz (Ávila)

El Molino de la Luz

Situado en pleno corazón del Parque Regional de la Sierra de Gredos está El molino de la luz. Un antiguo molino rehabilitado del siglo XIX ubicado sobre una gran roca de granito junto al río. A su lado se puede ver un batán medieval, así como los arcos medievales de su curso.

El molino de la luz es ideal para pasar unas vacaciones aislados, tranquilas y con actividades en la naturaleza. En el río se puede hacer rafting, kayak, pesca, etc. También hay rutas de senderismo y BTT. Además, es el lugar es perfecto para el avistamiento de aves.

La casa tiene capacidad para 10 personas y entre sus prestaciones dispone de barbacoa, jardín y piscina.

11. El Molino del Feo (Segovia)

El Molino del Feo está compuesto por dos casas rurales independientes ubicadas en una finca de 30.000 metros cuadrados. Por el recinto cruza el río San Juan, que dispone de abundante caudal casi todo el año. La vivienda principal, que data del siglo XIX, fue un antiguo molino. La construcción de la otra casa es posterior.

Están a 1 hora de Madrid y tienen una capacidad de 2 a 13 personas.

12. Molino Virgen del Rosario (Ávila)

En el corazón del Parque Regional de la Sierra de Gredos, Ávila, está el Molino Virgen del Rosario. Un antiguo molino rehabilitado situado junto a la orilla de la garganta de Galín Gómez, donde forma una piscina natural ideal para darse un chapuzón cuando hace calor.

La vivienda tiene capacidad para 13 personas. Cuenta con un amplio jardín, terraza, barbacoa, piscina y chimenea. Está muy cerca de la estación de esquí de La Covatilla, el valle del Jerte, Ambroz y Las Hurdes.

6 casas rurales donde convertirse en granjeros por un día

Te gusta la mermelada casera y el queso artesano, pero no sabes cómo se hacen. En estas casas rurales podremos ser granjeros por un día y conocer todo sobre la ganadería.

Read more

7.4K Shares

Artículos relacionados

2 comentarios

Alicia 18 de octubre de 2021 - 13:51

El Molino del Santo en Benaoján también merece la pens

Responder
Elisabet 21 de octubre de 2021 - 21:42

El Molí d’en Solà en la Vall de Bianya, en Girona, un encanto de masía molino , con pequeño museo rural exclusivo para los huéspedes.

Responder

Deja un comentario

Pulsando en ENVIAR aceptas la privacidad

Copy link
Powered by Social Snap